• El Juego Interior

Los 4 pilares de la PNL

Actualizado: feb 7


Sí… lo sé… Ha pasado mucho tiempo desde mi última entrada en el blog. Como algunos ya sabéis, he estado trabajando en nuevos proyectos de PNL y coaching que no me han dejado ni un minuto libre para dejarme caer por aquí, pero ya estoy de vuelta, con nuevo vídeo y nuevo artículo.

Después de este parón, me apetece regresar a los orígenes de la Programación Neuro-Lingüística para hablaros de los 4 pilares que la sustentan y que perfectamente podrían servirnos de guía para ir por la vida.

1. Pensar en resultados

La PNL está orientada a obtener unos resultados. Aunque parezca una cuestión obvia, saber lo que queremos lograr es el primer paso para conseguirlo. ¿Qué es lo que necesito para mí? ¿Cuál es mi estado deseado? ¿Cuál es realmente mi objetivo final?

Por eso, la Programación Neuro-Lingüística nos invita a cuestionarnos constantemente nuestros deseos y a revisar nuestro plan de acción para alcanzar la meta, enfocándonos en la solución, nunca en el problema.

2. Comunicación eficaz

Como ya sabéis, la PNL es esencialmente un modelo de comunicación. Por tanto, no es extraño que esta sea uno de los grandes pilares en el que se sustenta. Meternos en el mapa mental de la otra persona y adaptar nuestra comunicación a la suya es fundamental. Porque nos comunicamos para influir en nuestro interlocutor. Así que lo importante no es lo que tú digas, es lo que el otro entienda. Y si la respuesta que obtenemos del otro no es la que esperamos, nuestra comunicación con él habrá fracasado. Es así de simple.

Pero la comunicación eficaz no solo debe producirse con los demás (comunicación interpersonal), sino también con nosotros mismos (comunicación intrapersonal). Y comunicarse eficazmente con uno mismo es hacerlo de forma sana, lo que implica que debe existir una congruencia entre lo que pensamos, sentimos y decimos.

"La forma en la que nos comunicamos con los demás y con nosotros mismos determina la calidad de nuestras vidas".

Tony Robbins

3. Agudeza sensorial

El mundo real es infinito, pero nosotros solo podemos percibir una pequeñísima parte de él a través de nuestros sentidos. Como ya sabéis, existen tres maneras de representar el mundo a través de nuestra percepción sensorial: la visual, la auditiva y la kinestésica, que incluye las sensaciones físicas relacionadas con el movimiento, el tacto, el olfato y el gusto.

A través de ellos, la PNL nos invita a prestar atención a los detalles y a tomar conciencia de lo que está pasando, aquí y ahora. Cuanto más desarrollemos nuestros sentidos, mejor podremos percibir nuestra realidad, describir nuestra interacción con el mundo y captar cómo perciben la realidad los demás. Y, por lo tanto, habrá menos distorsiones en nuestra comunicación.

"Cada uno de los cinco sentidos es filósofo".

Ramon Llull

4. Conducta flexible

Ya hemos dicho que la PNL es una metodología centrada en obtener unos determinados resultados. Por eso, si las decisiones que tomamos no nos conducen al estado deseado, deberemos variar nuestra forma de actuar cuantas veces sea necesario hasta conseguir nuestro objetivo.

Las personas, en nuestro deseo de mejorar, podemos cambiar de opinión, llevar a cabo tareas distintas o usar nuevas estrategias para alcanzar nuestras metas.

Y es lógico que así sea. Lo que no es lógico es hacer siempre lo mismo y esperar resultados diferentes.

Ser flexibles nos da la posibilidad de elegir entre diferentes formas de comportamiento. Y cuantas más opciones tengamos a nuestro alcance, mayores serán las probabilidades de éxito. Y es que la rigidez está muy bien para las piedras, pero no para las personas.

"Si solo cuentas con una opción, eres un robot; si cuentas con dos opciones, estás en un dilema; solo si cuentas con tres o más opciones, puedes ser flexible".

Richard Bandler


Ahora ya conoces las 4 claves que te llevarán al éxito:

  1. Saber lo que quieres.

  2. Comunicar eficazmente lo que quieres, tanto a ti mismo como a los demás.

  3. Mantener tus cinco sentidos alerta para darte cuenta de si estás consiguiendo lo que quieres.

  4. Ir cambiando tu forma de actuar hasta obtener lo que quieres.

#PNL #resultados #comunicación #flexibilidad #objetivos #agudezasensorial #Bandler #Saint-Exupéry


189 vistas